ÚLTIMOS DÍAS DE 2X1 EN INDIVIDUALES - ¡Agrega al carrito tus 2 favoritos y llevate 1 GRATIS!

Serums 101: la guía básica para mezclar sueros y obtener resultados óptimos

¿Sabías que puedes mezclar sueros para crear una combinación poderosa de ingredientes beneficiosos para el rostro? Muy pocos evitan este paso en su rutina sin saber que son fórmulas altamente concentradas que resuelven distintos problemas de la piel. El tema aquí es si tenemos que elegir entre uno u otro, porque los serums estan hechos para tratar problemas específicos. Entonces, ¿si un día quieres mezclar un sérum antiedad con el que ilumina o el hidratante con uno antienvejecimiento? ¿Solo puedes elegir uno?. En estos casos, podemos mezclar unas gotas de sueros diferentes y aquí te diremos como.

¿Está bien mezclar sueros?

La respuesta es sí y no. Algunos productos se pueden combinar, pero no todos. De hecho, algunos ingredientes como la vitamina C y el retinol son muy inestables y no funcionan bien con otros.

Para pieles secas:

Las bajas temperaturas son el peor enemigo para este tipo de piel, porque llega a pasar que con el frío la rutina normal simplemente no es suficiente. Por eso, lo recomendable es complementar tus sueros antienvejecimiento con otros más hidratantes para poder agregar una capa extra de humedad sin perder ningún ingrediente potente. Puedes escoger un suero altamente hidratante que estimule la producción de colágeno y se enfoque en las arrugas para una tez más joven, mientras que el segundo este lleno de ceramidas, un ingrediente que envuelve la piel en humedad.

Para pieles grasas y propensas al acné:

Cuando se trata de este tipo de piel, busca uno que te hidrate (para evitar la producción excesiva de grasa), con una fórmula liviana que haga que la piel se sienta instantáneamente suave en lugar de pegajosa y otro que calme los brotes inflamados, ilumine y prevenga cicatrices.

Para piel sensible:

Los ingredientes activos fuertes como la vitamina C pueden irritar, pero eso no significa que deba evitarlos. Elije un suero de vitamina C con una dosis más baja y otro que incluya pantenol y ceramidas para evitar que la barrera cutánea se vea comprometida.

Combinar tus sueros es una forma fácil y divertida de personalizar tu rutina para combatir los problemas que buscas aliviar. Solo asegúrate de evitar mezclar ingredientes más volátiles como vitamina C, AHA / BHA y retinol a menos que haya sido probado por tu dermatólogo.

Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados